I.C.F.A.:

Actualidad ICFA

Homolgación de capturas y validación de eventos.

Galería de fotos:
En la galeria podrás ver las capturas realizadas por nuestro grupo de amigos.
Relatos y aventuras:
En este apartado podrás leer los relatos de nuestros viajes y aventuras.
Descubre España:
La guía más completa de los mejores destinos para la práctica del Carpfishing.
Lugares:
Conoce los mejores lugares de pesca de España.
Publicaciones:
Informarte sobre diferentes revistas nacionales y internacionales.
Videos:
Disfruta de los mejores videos de pesca.
Estrategias de primavera

Vamos a tratar la pesca en primavera: como cebar, con qué, que poner en el anzuelo y que método emplear para tener éxito en la pesca de grandes carpas.

Estos tres artículos con los que hemos empezado el año 2003 han sido planificados con el objetivo de cubrir uno de los apartados que más consultas ha planteado en el foro de nuestra página web: el cebado. Como el trabajo que realizamos está dirigido especialmente a todos vosotros, hemos pensado que había que oír vuestra voz, que se expresa a través del foro y hacer los artículos a la medida de lo que nos pedís. En este último artículo hemos ido más allá. Hemos planteado unas condiciones de pesca muy concreta a tres profesionales de reconocido prestigio en el mundo de la pesca de la carpa: Bruno Martí, Claude Valette y Stéphane Gonzalez. Junto a ellos, Daniel Calleja y yo hemos dado nuestro humilde punto de vista, para completar un artículo en el que vais a poder contrastar cinco aproximaciones diferentes para una misma situación de pesca. Las condiciones propuestas son las que creemos más habituales para el pescador español: un puente (fin de semana + un día festivo) y la posibilidad de poder ir entre semana al embalse. A continuación os las exponemos:

Época: primavera, mediados de Mayo.

  1. Embalse de tamaño medio, unos 20 Hm.
  2. Población de carpas estimada: bastantes de 5 a 8 Kg., no tantas de 8 a 12 Kg. y pocas de 12 a 15 Kg.
  3. Profundidad: la orilla baja poco a poco hasta unos 6m. de profundidad.
  4. Las carpas ya conocen el boilie.
  5. La sesión de pesca es de tres días, de viernes a domingo.
  6. Podéis ir a cebar un día entre semana, pero solo uno antes de partir a pescar.
  7. Vais a pescar en solitario, con dos cañas.
  8. El embalse tiene algo de vegetación natural en las orillas y hay cangrejo, no superabundante, pero si que hay.
  9. Nunca hemos pescado en este embalse.
  10. Objetivos: una buena pescata, queremos sacar carpas en abundancia, sobre todo de más de 10 Kg. A ver si hay suerte y sale alguna de 15Kg.

    DANIEL CALLEJA

    Partiendo de la base de que las condiciones climatológicas y de pesca son buenas, la primera pregunta que me tengo que plantear es como atraer a los peces a mi zona de pesca. La dificultad principal esta en la anchura del embalse, cortar el paso a los peces y llevarlos a la zona.

    PRECEBADO

    Como la actividad es alta y la población es media, necesitaré bastante cebado. He decidido ir 48 horas antes de la jornada de pesca, porque tres días antes quizás seria demasiado pronto y los peces podrían acabar con el cebado antes de mi llegada. ¿Que voy a cebar? Como no hay peces pequeños puedo utilizar partículas blandas como el maíz sin miedo de que se lo acaben todo. Mi cebado estará compuesto por 20 Kg. de maíz semi blando, 5 Kg. de chufas, 5 Kg. de cañamón (mezclaré todas las partículas) y 10 Kg. de boilies de 20 Mm. El maíz esta destinado a saciar el hambre durante dos días, pero como es de digestión rápida a mi llegada volverán a tener apetito. Como alimento sólido y no tan fácil de digerir utilizare chufas y el cañamón estará destinado a mantener los peces entretenidos en la zona buscando las pequeñas partículas. Voy a poner también 10 Kg. de boilies de los que utilizaré para pescar: 5 Kg. de boilies de fresa con cañamón y 5 Kg. de boilies de pescado con cañamón. He decidido pescar a unos 80 metros de la orilla, a una profundidad de 4.5 metros donde pondré una boya para marcar el sitio. A continuación me situaré a 50 metros a la izquierda de mi puesto de pesca y haré una franja gruesa de cebado (solo de partículas) hasta la boya, lo mismo haré desde 50 metros a la derecha de mis cañas en dirección a la boya. De esta manera habré formado un triangulo desde la orilla, cuya intención es cortar el paso a todos los peces que vienen de ambas direcciones y dirigirlos al centro de mi cebadero. Para hacer el triangulo necesitare 20 Kg. de cebado. Finalmente desde el centro del cebadero (boya) haré un cebado con un radio de 30 metros donde esparciré bien los 10 Kg. de partículas y los 10 Kg. de boilies mixtos.

    SESION DE PESCA

    El viernes saldré a cebar a primera hora, desde el centro del cebadero haré un cebado con un radio de 10 metros con 3 Kg. de boilies mixtos y 2 Kg. de chufas. A continuación haré otra vez el triangulo pero esta vez con unas líneas de cebado muy finas, para ello solo utilizare 10 Kg. de partículas (8 Kg. maíz y 2 Kg. de chufa). Voy a utilizar dos montajes diferentes, uno con un Snowman de boilie de pescado con un boilie sumergible y un boilie flotante, así el montaje quedará un poco elevado del fondo. Este montaje lo lanzare a uno de los bordes del cebadero, a ver si pesco una carpa grande cuidadosa de las que se mantienen al borde del cebadero. El segundo montaje lo haré con un boilie de fresa sumergible con 2 o 3 granos de maíz o chufa, este montaje es bastante eficaz, además de un boilie atractivo les ofrezco maíz que es el alimento que aceptan con mayor facilidad, este montaje ira al centro del cebadero. En los siguientes días iré analizando las picadas, observaré en que zona del cebadero tengo más picadas y que tipo de cebo prefieren y me adaptare a las circunstancias. Finalmente puede ser que me decida a pescar solo en la zona limítrofe o en el centro del cebadero, que acabe utilizando solo boilies de fresa o solo de pescado, puede ser que incluso tenga que cambiar el tipo de cebo. Si todo va bien, a medio día comenzare a tener las primeras picadas. Si hasta la noche no he tenido mas de tres picadas, solo lanzare desde la orilla con el cobra 2 Kg. de boilies al cebadero. El sábado al amanecer saldré a cebar con la barca, esta vez cebaré otra vez con 3 kilos de boilies y 2 kilos de chufas y ya no cebare mas sobre las líneas que hacen el triangulo. Por cada picada obtenida durante el día lanzare 30 boilies junto al montaje. Si hasta el anochecer no he tenido que unas seis picadas, cebare con el cobra 2 kilos de boilies. El domingo por ser el ultimo día me la juego y no cebare nada mas, excepto unos 15 boilies por picada junto al montaje, con la esperanza de que los peces están en la zona comiendo y como cada vez quedara menos cebado los peces encontraran mas fácilmente mis cebos.

BRUNO MARTI

La época es buena y propicia para la pesca, las carpas se preparan para frezar por lo cual se supone que están por la labor. Voy a intentar pescar el mayor numero de carpas posible, no solo los grandes ejemplares, sino que intentaré atraer a mi puesto el mayor numero de carpas posibles y una vez estén allí me preocupare de intentar seleccionar un poco.

PRECEBADO

Bueno el primer punto es el precebado que haré un par de días antes. Intentare ir lo mas pronto posible para que el cebo haga su efecto durante el día y este allí el máximo numero de horas puesto que mi estrategia de engodado esta diseñada para pescar de día. Si las carpas comen, deben de hacerlo durante las horas diurnas y esto solo se consigue con un gran engodado de día, por eso lo echare al alba un par de días antes de ir de pesca.

El cebado consistirá:

 

  • 15 Kg. de maíz cocido . Estaréis de acuerdo conmigo que el maíz es el mejor cebo para carpas que existe. Contiene proteínas e hidratos de carbono que la carpa reconoce automáticamente como alimento natural y atraerá gran cantidad de ejemplares pequeños ansiosos por comer.
  • 5 Kg. de cañamón cocido . También es un gran cebo y tiene mucho poder de atracción. Fija los peces al cebadero puesto que al ser tan pequeño obliga a las carpas a pasar mucho más tiempo buscando los granos que tanto les gustan.
  • 5 Kg. de chufas . Los que me conocéis sabéis que para mí (y para muchos otros pescadores) no hay otro cebo igual. Es el grano rey, casi nunca prescindo de él. Os podría decir montones de cosas sobre este cebo pero las principales son:
    • 1 es un cebo “CRUJIENTE”. Las carpas al comerlo hacen que cruja y esto es detectado por los oídos internos y la línea lateral de otras carpas que están lejos, incluso a varios Km. y son atraídas al puesto al saber que hay congeneres alimentándose allí.
    • 2 es un cebo que los cangrejos y peces gato no comen por lo cual tendremos la certeza de que al menos las chufas están alimentando a la especie correcta.
  • 10 Kg. de boilies . Para esta época casi todos los sabores van bien por lo cual para el cebado utilizare 50 % de dulces y 50% de salados, durante la sesión de pesca intentare ver cuales están funcionando mejor en ese momento.

Con esto cebare una zona bastante amplia que intentare estudiar al máximo. Me pondré cara al viento dominante en esa zona, esto hará que las carpas acudan de una forma natural puesto que el viento remueve los fondos de las orillas y las carpas saben muy bien que esto hace que su alimentación natural se desentierre y sea más fácil de localizar. Luego y ayudado por mi barca y mi sonar estudiaré el fondo. Intentare buscar zonas con una diferencia respecto al resto del paisaje del fondo. Zonas elevadas o pequeñas mesetas, zonas de obstáculos refugio de las carpas grandes, antiguos cauces del río ricos en alimentación natural, etc.

SESION DE PESCA

Bueno el gran día ha llegado. Una vez en el puesto volveré a engodar, esta vez empezare con un cebado un poco más suave y lo repartiré de la siguiente manera:

 

  • 5 Kg. de maíz + 2 Kg. de cañamón + 2 Kg. de chufas. Todo ello cocido desde hace varios días
  • 2 Kg. de boilies... que como sé que las carpas ya las han probado intentare utilizar sabores un poco diferentes que los del resto de pescadores que suelen pescar por allí... ¿Habéis probado los boilies de ajo-menta de Carp Max? Bueno, esta puede ser una buena ocasión, no os defraudaran.

Si la teoría no me engaña pronto empezare a tener picadas. Este tipo de engodado suele ser muy rápido y causa un efecto de “competición” en las carpas las cuales se lanzan sobre el cebado como si hiciera meses que no hubieran comido... las primeras picadas empiezan ha sucederse, ahora lo más importante es que se mantengan por allí con sucesivos cebados. Cada picada debe estar seguida matemáticamente con un pequeño cebado de unas cuantas boilies para que no abandonen la zona. Normalmente las primeras en llegar son las pequeñas de 2 a 3 Kg. las cuales proporcionan ya buenas vibraciones y auguran una buena pescata si sabemos continuar.

Mis cañas estarán preparadas de la siguiente manera:

 

  • 1 caña con montaje semi-fijo con anzuelo nº 2 y 1 boilie de 20 mm.
  • La otra con montaje tipo “espantador” con anzuelo nº 1, con un boilie de 20 mm. y 1 chufa.

A partir de aquí son ellas las que deciden. Las capturas se suceden, las pequeñas van dejando paso a las más grandes y con un poco de suerte terminaremos cogiendo alguna de gran tamaño. Iremos decantándonos por aquellos montajes y cebos que vayan dando los mejores resultados y si la cosa os empieza a ir muy bien no lo dudéis... anzuelo del 1/0, boilie de 24mm y una chufita… esto suele ser mortal.

CLAUDE VALETTE

 

Según las condiciones de pesca, muchos factores son a considerar antes de elaborar una estrategia de pesca y de cebado. Yo voy a daros las más importantes (a mis ojos), respecto a la situación de pesca que me han propuesto:

 

 

 

 

  1. En esta estación las carpas están a punto de frezar.
  2. Tropas importantes de peces pueden estar en desplazamiento hacia sus zonas de reproducción.
  3. Las más viejas (y por tanto las más grandes) están ya en estas zonas.
  4. Todas las carpas no frezan al mismo tiempo.
  5. Los peces tienen otra cosa en la cabeza que alimentarse…
  6. Las carpas que quizás ya hayan frezado van a partir a la búsqueda de alimento.
  7. Las zonas de freza están situadas en la orilla, entre las hierbas.
  8. No hace falta jugarnos todo a la misma carta.

Pero sobre todo…

La pesca no es una ciencia exacta y son siempre los peces los que deciden !!!

Teniendo en cuenta los puntos 1, 3, 5 y 7 yo opto por una pesca en la orilla, con el mínimo de material, de manera que pueda moverme rápidamente y adaptarme a los eventuales cambios de comportamiento de los peces. Como las carpas están allí, yo no cebo. El primer montaje tendrá en el anzuelo un pequeño boilie flotante de color vivo (blanco o amarillo), remojado y elevado del suelo algunos cm. El aroma no tiene ninguna importancia!! El efecto sorpresa, la precisión del lance y la curiosidad de la carpa juegan a nuestro favor. Una flotante presentada así no parece una trampa y la carpa se acercará a probarlo. Con un montaje adaptado (montaje de fuga, bajo de línea corto y boilie muy cerca del asta del anzuelo) la carpa se clavará en la primera aspiración (o en la eyección). En cuanto a la 2ª caña, el montaje (ídem) tendrá un rosario de maíz dulce, flotante también. La poca distancia de pesca y la ausencia de peces blancos indeseables me autoriza esta practica muy eficaz!! Para aumentar la atracción del spot, 2 o 3 bolas de engodo de fondo mezclado con tierra pueden ser lanzados alrededor del montaje, o bien algunos puñados de pellets. Debemos considerar igualmente los puntos 2, 4, 6 y 8… Como yo tengo la ocasión de acercarme al embalse tres días antes, ese día debe ser aprovechado: no vendré solo para cebar, sino sobre todo para buscar y localizar los peces. Encontrando una importante población de carpas en las zonas de freza, pensaré en pescar en la orilla el viernes por la mañana, pero tengo que poder cambiar si los peces el viernes se han marchado de esa zona. Así pues, prepararé otro puesto totalmente diferente. Buscaré, sondeando con la caña, un fondo duro de grava o arena, una meseta, un desnivel… o cualquier otro puesto clave en las proximidades de la zona.

PRECEBADO

Hoy es martes y no volveré hasta el viernes. Cebaré el puesto con 12 Kg. de boilies de calidad de 20 mm. de diámetro entre los que habrá por lo menos 3 Kg. de 30 mm. El perfume de los boilies, una vez más, no tiene importancia . La composición del mix y la elección de los aditivos son primordiales. Un mix compuesto por birdfood, harina de pescado y Robin Red no tiene necesidad de ningún aroma. Utilizaré también 15 Kg. de mezcla de granos (50% maíz, 20% chufas y 30% mezcla de pequeñas partículas como el cañamón y el trigo). El maíz y las chufas son remojados en agua y cocidos. El cañamón y el trigo remojados en agua caliente durante una noche. Es importante cebar el puesto copiosamente, pero también lanzar los boilies bien esparcidos. Un máximo de carpas deben degustar los cebos. Si son de calidad, serán reconocidos y aceptados cuando llegue el momento.

SESION DE PESCA

El viernes por la mañana, si decido pescar en el cebadero, esperaría a tener 2 o 3 picadas antes de echar algunos boilies después de cada una de ellas. Si no pesco de noche, echaría 2 Kg. de boilies a ultima hora de la tarde, para no tener nada que hacer la mañana siguiente, a riesgo de molestar eventuales peces en actividad sobre el pesquil. En este sector solo pesco al bolie. Un montaje con una grande de 30 mm. y el otro con 2 boilies equilibrados (una flotante y una normal). Durante el fin de semana, nada me impide alternar y pescar los dos puestos, o incluso una caña en la orilla y otra en el cebadero. Se que es difícil abandonar un puesto que hemos cebado, pero si no funciona la pesca no hay que esperar a que las carpas lleguen. Hace falta moverse para encontrar los peces.

STÉPHANE GONZALEZ

Las pescas de primavera son muy interesantes pues las carpas estarán a menudo en su peso máximo…. Podremos encontrar hembras de 10 Kg. que fácilmente pueden llegar a los 12 – 13 Kg. gracias a sus huevos. Estos peces tan rellenos son verdaderamente bonitos… y además a menudo con apetito. Todo se anuncia de manera óptima a condición de emplear una técnica apropiada. La temperatura del agua es importante para concebir el cebado antes y durante la sesión de pesca. Si el agua sobrepasa la barrera de los 12º, estamos ante una situación perfecta: las carpas comen bien y digieren rápidamente lo que comen (por tanto, ellas volverán más rápido sobre los cebos). Teniendo en cuenta la población de carpas del embalse propuesto y la época en que estamos, yo elegiría dos cebos: los boilies y las chufas. Los boilies a base de harinas de pescado o de croquetas para gato (molidas), de 25 mm. de diámetro y bien secadas al aire libre serán perfectas. Estas boilies por su dureza y su talla resultarán difíciles de consumir para las pequeñas carpas. El cebado debe durar en el puesto hasta que los peces que nos interesan lo encuentren (carpas de 10 Kg. y más) Un cebado a base de chufas bien cocidas y azucaradas reforzará el puesto. Yo no lanzo nunca dos cañas en el mismo sitio, una sola es suficiente si hay carpas a capturar. Yo voy a buscar dos zonas pescables en el mismo entorno. Idealmente una cerca de la orilla, no lejos de las hierbas (las más grandes posibles) donde las carpas comienzan a agruparse para frezar. La otra línea a más profundidad, sobre todo si esta zona profunda es el lecho de un antiguo río antes de la inundación del lugar para hacer el embalse; la comida suele ser abundante en estas zonas y las carpas utilizan a menudo estas “autopistas” para sus migraciones…las carpas en esta estación del año se mueven muchísimo.

PRECEBADO

Un precebado de 4 Kg. de boilies y 2 Kg. de chufas bien esparcido sobre cada puesto elegido para cada caña, el martes precedente a la pesca, será perfecto. Dejaremos después morir el puesto sin echar mas cebo los días restantes. Las carpas adquirirán el hábito de frecuentar la zona y día tras día, acabarán por limpiarla de cebo.

SESION DE PESCA

El día de pesca, un simple cebado de 20 boilies alrededor de los montajes (y de Frolic, comida para perros, en hilo soluble) harán el trabajo. Una línea sobre cada puesto y en cada anzuelo un boilie y una chufa… no tardareis a saber si la elección del pesquil ha sido juiciosa. Si las picadas son continuas a lo largo de toda la noche, reponed el cebado al boilie puro (50 boilies después de cada picada). Si las picadas son raras, no echéis nada al agua, solamente el Frolic sobre hilo soluble (o un saco soluble con unos pocos pellets y boilies cortados por la mitad). Si uno de los pesquiles no es productivo al cabo de 24 horas, recolocad esa línea sobre un sector idéntico al que tiene éxito. No me refiero a que las coloquéis juntas, porque concentrar las líneas no sirve para nada. Si estáis capturando peces en 1 m. de agua, buscad otro sector con las mismas características y la misma profundidad. Cuando hemos encontrado lo que funciona, hay que aprovecharse. Si ningún puesto ha producido nada al cabo de 24 horas y ningún pez se manifiesta por los alrededores, mas vale partir hacia otro sector del embalse en busca de las carpas activas. Lo esencial es, como siempre, encontrar las carpas… hacerlas morder no es más que una formalidad.

GABRIEL VICENTE

Lo cierto es que después de haber visto cómo van a trabajar mis compañeros, casi prefiero no sacar las cañas del coche y hacer turismo por la zona, porque lo que es pescar carpas…¡¡¡con sus técnicas tan fabulosas no van a dejar ninguna para mi!!! Antes de ponerme manos a la obra me mentalizo de la situación que vive el embalse en esta época. Las carpas, dependiendo de si hace buen tiempo (y de lo que dure) han frezado ya, están frezando o van a frezar dentro de poco. Incluso pueden darse todas estas situaciones porque no todas se ponen de acuerdo y frezan al mismo tiempo!!! Las zonas de freza no suelen estar por todo el embalse, sino que las carpas prefieren acercarse a las colas, donde hay menos profundidad, orillas más progresivas y vegetación en el linde del agua. Por tanto, esta es una época de grandes desplazamientos. Las carpas irán llegando a las zonas de freza y se quedarán allí hasta que los factores ambientales sean propicios y tenga lugar la freza. En estas condiciones, es primordial buscar en el embalse las zonas que muestren más actividad de peces, porque las carpas van a estar allí durante un tiempo. Esto es lo que haría al llegar entre semana al embalse: localizar las carpas. Una vez tenga claro el sector del embalse donde hay más actividad, toca sondear el fondo para ver los posibles pesquiles donde lanzar las cañas. Así que barca y sonda, además de un buen plomo para “notar” el fondo. ¿Qué voy a buscar? Pues zonas interesantes para la carpa, sobre todo zonas en las que se sienta segura. Si aun no han frezado, las carpas estarán por el sector preparándose. Si están frezando, las veré en la orilla. Si ya han frezado, los ejemplares de genero masculino puede que abandonen el sector, pero las hembras se quedarán por la zona, bien al abrigo, para tener más tiempo para recuperarse, ya que su desgaste ha sido mayor. Además cuento con el factor “depredador”: las carpas más grandes se pasearán por toda la zona y se quedarán en ella durante más tiempo, para poder comer los huevos que han puesto sus congeneres más jóvenes. Una vez tenga claro donde voy a lanzar mis montajes, sea en la orilla cerca de la vegetación que rondarán las carpas en freza o agua adentro en los puntos que he sondeado, ya me fijo en las condiciones que tiene la orilla para montar el campamento, pues este detalle es el que menos importancia tiene.

PRECEBADO

Y ahora a cebar. El día que elijo entre semana para venir a estudiar el embalse y cebar es el lunes o el martes. No me asusta cebar el lunes aunque hasta el viernes no pesque. Voy a echar al agua suficiente cebado para que dure unos cuantos días. Y si el jueves ya no queda nada, como las carpas no se van a ir de la zona, ya atacarán con más ansia lo que eche el viernes. Aquí tengo que hacer una aclaración, yo me hago mis propios boilies y la verdad, no me sabe mal echar un montón de Kg. al agua de esta manera que si los he comprado ya hechos. Así que prepararé 15 ó 20 Kg. de mis boilies como único cebo . No voy a echar maíz ni ningún otro grano que pueda hacer que las carpas se centren en ellos y no toquen mis boilies hasta que se terminen el primer plato. Yo quiero que desde el primer momento las carpas se acostumbren a mis boilies y, como durarán mucho en el agua, que repitan en los días siguientes. Las características de mis boilies serán:

 

  • Poco aroma (da igual uno que otro).
  • Mix rico y equilibrado, sin mucha proteína para que sea fácil de digerir (elijo mixes preparados de la casa Carp Max).
  • Mucha, mucha proporción de comida de pájaros (alpiste molido, semillas enteras y el preparado rojo o amarillo que se vende para la cría de canarios).
  • Tamaño: 25 mm., no hago mas gordos porque no tengo mesa.
  • Secados una semana mínimo al aire libre, para que estén bien duros (por tanto más porosos, expelerán mejor sus atrayentes). Así resistirán bien el ataque de los cangrejos.

 

El método de cebado es muy importante, siguiendo con la misma teoría de que quiero que muchas carpas prueben mis boilies, voy a echarlos con la barca por todo el sector, cubriendo una zona cuanto más grande mejor. Un boilie aquí, otro allá. Concentraré un poco en las cercanías de la orilla donde tendré las cañas, concretamente en los puestos que he sondeado. Las carpas se moverán de boilie en boilie y tiro porque me toca, es decir, acabarán por las cercanías de donde voy a pescar.

SESION DE PESCA

Llegado al puesto de pesca el viernes por la mañana, montaré las cañas y lanzaré hacia los puntos que había pensado. Tengo claro que hasta que no avance mas el día no se decidirán las carpas a acercarse a la orilla a frezar, en caso de que lo hagan. Mientras atacaré los pesquiles que había estudiado, disponiendo los cebos en sitios diferentes para que una posible picada no impida el trabajo de la otra caña. Si cuando calienta el sol las carpas se deciden a frezar, lanzaré hacia la orilla, a unos cuantos metros. No creo que las carpas que frezen reparen en mis cebos, pero tal vez si los ejemplares mas grandes que puedan estar depredando los huevos o pavoneándose ante las cándidas hembras. Puedo estar alternando entre la orilla y todos los puntos interesantes que he estudiado con la sonda. Este seria el método que emplearía durante todo el fin de semana. ¿Qué pondría como cebo? Empezaría con los boilies con los que he cebado, solo que esta vez los remojaría en el mismo líquido que he empleado para hacerlos (mezcla de aroma, aceite y sweetner), para marcar el boilie y que las carpas puedan encontrarlo fácilmente. Si no me da resultados y veo que las carpas están en el sector, empezaría a combinarlo con maíz o con Frolic, cortando el boilie en pedacitos y haciendo ristras con cualquiera de ellos. En todos los casos, siempre pondría en el hair un pedacito de espuma amarilla o roja flotante, para que el conjunto flote o por lo menos se bambolee cuando las aletas de los peces muevan el agua alrededor. ¿Cómo cebaría? Al llegar el viernes lanzaría con el Cobra boilies por toda la zona, a la distancia que me permita el lanzador, concentrando más cantidad en los puntos sondeados, aunque después no pesque en ellos, puedo tenerlos en barbecho e ir cambiando la caña de sitio. Para ello puedo utilizar unos 2 Kg. de boilies. Durante el día si las picadas se suceden puedo llegar a echar hasta ½ Kg. de boilies de reposición cada media hora, también esparcidos lo que de de si el Cobra y algo más concentrados en los puntos clave. Cuando anochece y decido dejar de pescar, es el momento de hacer un cebado más copioso para preparar la jornada siguiente. Preparo unos tres Kg. de boilies, que echaré con un servidor Cobra o con la barca, método mucho más rápido. Los momentos previos y durante el amanecer son posiblemente los mejores para que se den las picadas de las carpas. Si lo consigo (a veces soy muy vago…) me levanto una hora antes de la salida del sol, lanzo las cañas y vuelvo a cebar con Cobra ½ Kg. de boilies. Así lo tengo todo preparado para el mejor momento del día.

 

 

 

 

Podrás encontrar más información en el Federpesca Nº77 de marzo 2003